Hábitos de higiene :: Nomavet
TELÉFONO DE INFORMACIÓN 677 076 615

Hasta que el cachorro esté adecuadamente vacunado, sobre los dos meses y medio o tres meses, no es aconsejable sacarlo a pasear a la calle. Tendrá que acostumbrarse a realizar sus necesidades en un lugar concreto de su nuevo hogar.

Muchas veces basta con humedecer un papel de periódico con restos de orina, los primeros 5-7 días, colocarlo en la zona elegida, junto a otros papeles o empapadores limpios, y llamar la atención del cachorro para que vaya a olisquear. Así el cachorro reconoce su olor siempre en el mismo sitio y le será más fácil recordar donde tiene que orinar. Cuando los papeles o el empapador están muy mojados se cambian, dejando uno húmedo arriba, esto sólo será necesario los primeros días. Con las heces se actúa del mismo modo, pero estas se retiran siempre e inmediatamente.

Hay momentos del día en los que los perros suelen realizar sus necesidades, por ejemplo, después de dormir, de cada comida y cuando están intranquilos. Cuando el cachorro haya hecho sus necesidades en el sitio correcto habrá que premiarlo con palabras bonitas, caricias o comida, y si lo realiza fuera del lugar, bajo ningún concepto castigar o pegar al cachorro. Si estás delante de él, llevarlo a la zona destinada a tal fin y premiarle ahí. Si cuando llegas a casa el cachorro ha orinado fuera del sitio, lo mejor es que, sin que se dé cuenta, limpies la orina con algún producto desinfectante, para no dejar ningún resto de olor y actúes como si no hubiese ocurrido nada. Si al llegar a casa castigas a tu mascota por orinar fuera del sitio, el cachorro no va a saber porque le estas castigando, si ha orinado mucho antes de que llegaras, o puede asociarlo al hecho de orinar, esto provocará que cada vez que quiera orinar se esconda para que no lo veamos y no ser castigado.

Para la transición del uso de papeles de periódico en el interior de la casa al uso exclusivo del exterior, cuando lo saques a pasear lleva contigo unos cuantos periódicos secos. Espárcelos sobre el lugar que quieres que use y cuando lo haga prémialo repetidamente y vuelve a casa inmediatamente. Esto le hará darse cuenta que la finalidad del paseo es orinar. Cuando haya aprendido podrás alargar los paseos cuanto quieras y utilizarlos para jugar o hacer ejercicio.

Respecto al baño, cuando y como, yo recomiendo bañar a tu cachorro siempre que esté sucio o con parásitos externos. Si no es necesario, lo ideal es esperar a que su sistema inmune esté más desarrollado para evitar resfriados. ¿Y cuándo es eso? A partir de los 3 meses de vida o cuando ha completado su vacunación. Es importante no abusar de los lavados, lo recomendable es no bañarlo más de una vez al mes.

Lo importante del baño es hacerlo de forma correcta y sin causar estrés al cachorro, tiene que resultar una experiencia divertida y agradable.
1- Es bueno utilizar las primeras veces algún juguete que le guste mucho o comida para conseguir un refuerzo positivo
2- Utilizar siempre productos especializados para animales
3- Emplear agua templada
4- Evitar corrientes de aire
5- Secar muy muy bien todo el pelo, primero con toalla y luego con secador, cuidado con el aire caliente del secador, podemos quemar a nuestra mascota si lo utilizamos muy cerca o mucho tiempo en la misma zona.
6- También es importante dedicar tiempo a secar la parte interna de las orejas y el espacio que hay entre los deditos para que no se quede húmeda y evitar otitis y dermatitis.

Espero que te sirva de ayuda, un saludo y que tengas un buen día.

María Martínez Gassent

Veterinaria Nomavet